Reglas de estilo que toda mujer debería conocer




Hoy te proponemos una serie de consejos de estilos garantizados que te pueden ayudar a mejorar tu aspecto.

 

Los bolsos estructurados aportan formalidad a cualquier atuendo que lleves puesto, es una cartera que puede elevar un look casual para hacerlo más “chic”. Este tipo de bolso le dará a tu atuendo un cambio instantáneo. Incluso si lo combinas con un clásico jeans de mezclilla y una camiseta básica. Intenta jugar con los colores de tu bolso estructurado y dale un toque audaz a tu look

No tengas miedo de mezclar las tonalidades como lo son el dorado y el gris o también conocidos como “oro y plata”. Por ejemplo si tienes alguna pieza que lleve ambos tonos, no tienes que preocuparte, puedes llevarlo para hacer de tu atuendo algo clásico. Por ejemplo, un reloj con esta metálica combinación hará de tu atuendo completo una apuesta segura.

Los cinturones “enjoyados” o con algún detalle de pedrería de buena calidad, harán de cualquier outfit algo lujoso. Cualquier mujer puede dejar de lado sus delgados cinturones o los “skinny belts” y optar por  “jeweled belt” en sus vestidos, un suéter o incluso una chaqueta muy básica.

No me lo tomen a mal pero el negro es una de las tonalidades más clásicas de todos los tiempo, un color que estiliza y muy fácil de combinar pero definitivamente te proponemos que pruebes una alternativa moderna al básico negro. Quedarás gratamente sorprendida como un color diferente te puede quedar, intenta jugar con piezas de diferentes colores frente a un espejo y mira cual te luce mejor o por extensión, te hace lucir peor.

Construye tus atuendos desde adentro. No importa lo bonito y espectacular que sea tu atuendo, si la ropa interior está mal ajustada puede sabotear tu look por completo, ya que simplemente no se verá tan bien. Así que empieza con una base sólida: Invierte en el sujetador perfecto, que sea tu talla, que no te cree bultos o  protuberancias bajo tu ropa.

No te cases con la misma talla de ropa. Recuerda que con el paso del tiempo vamos tomando más masa corporal, subimos de peso o por extensión adelgazamos y la talla que usaba anteriormente, definitivamente no será la misma talla que utilizabas antes. Por ello, te aconsejamos siempre utilizar tu talla correcta, eso de guardar alguna prenda para cuando adelgaces ¡es una tortura! Una prenda que se adhiera perfectamente a tu cuerpo, te hará lucir increíble. 
Con la tecnología de Blogger.